Diagnostica qué dolor tiene tu cuerpo por tus hábitos (higiene postural) y ayúdale a corregir lo que haces mal para una vida saludable y menor cansancio al concluir tu día.

Importante identificar la causa de los dolores; tomar consciencia es el primer paso para entender qué corregir durante nuestro día; así las dolencias disminuyen y no se vuelven enfermedades crónicas que a largo plazo será más difícil y lentas de tratar.

Seamos conscientes que es una mala posición en una pequeña parte del cuerpo desencadene que la columna pierda balance. Recordemos que ella es nuestro principal eje y recorre el sistema nervioso que comunica nuestros órganos y demás sistemas. Por tal razón debemos ayudarle a no perder su curvatura y balance natural.

 A raíz de esto, es importante detectar temprano qué causa las dolencias que nos aquejan. Hoy dejamos de lado afecciones causadas por traumas o problemas genéticos y nos centramos en una guía para la mayoría, que ayudará a detectar como afectamos la salud con hábitos posturales en la vida cotidiana. Las actividades sedentarias que conllevan problemas a largo plazo como trabajar largas jornadas en malas condiciones posturales, son hoy uno de los problemas a solucionar con pequeños cambios.

1.DOLOR DE CUELLO:

Si has detectado que tu dolor de cuello es mayor al final de la jornada, es porque en tu día estás haciendo algo mal y es posible que tu postura en el trabajo deba revisarse. Entra a analizar estos 4 aspectos para detectar donde puedes ayudar a tu cuello a relajarse más.

Al trabajar, revisa tu postura frente al computador. Tu mirada debe estar al horizonte (ver artículo: “adecuar tu espacio de trabajo de forma correcta”).

Revisa tu postura al estar prolongados minutos u horas con el celular. Si mantienes tu cabeza desalineada con tu columna y la inclinas para ver hacia abajo la mayoría del tiempo, es probable que estés forzando los músculos del cuello generando un estrés físico que se agudizará al terminar la jornada.

¡Sabias que la cabeza cuando está en su eje pesa en promedio 7 Kilos y cuando la llevas en mala postura, el cuello hace un esfuerzo como si pesara 27 Kilos!

Revisa lectura: (10 Partes del cuerpo a tener presente para una buena postura)

Analiza cómo ves TV mientras descansas; estar semisentado podría relajarte pero es importante que la columna no pierda su curvatura natural; cuello y cabeza deben estar en posición correcta; alineados, bien apoyados.

Es importante encuentres apoyo firme que te obligue a la posición optima, apilar almohadas no es solución, pues éstas suelen ser blandas y permiten que espalda baja y cuello adquieran posturas donde se curvan erradamente, provocando dolores musculares y una posición de descanso termina siendo poco saludable, terminando con dolores adicionales y cansancio. Sugerencia: Cojín Tv Premium

Si al contrario, te levantas con dolor de cuello y durante el día va disminuyendo la molestia, es probable que deba revisarse tu forma de dormir.

¿Como duermes? ¿usando almohada alta o baja? La apropiada es la que dé buen soporte para que tu columna  quede alineada al cuerpo, guardando su curvatura natural, donde cuello y cabeza se alineen sin estirar los músculos del cuello para no amanecer con la zona adolorida (comúnmente llamado mico). Sugerencia: Almohadas Desknza

2. DOLOR DE ESPALDA ALTA:

Hay múltiples razones por la que nos puede doler la espalda alta, pero hoy hablaremos de la más común en nuestra vida sedentaria.

Las personas que se mantienen largo tiempo sentadas, activos frente al computador suelen tener una posición antinatural para la columna.

Con la la pantalla al frente los hombros se inclinan, generando una curvatura que nos es natural para el cuerpo. Esta mala postura comprime el pecho evitando una respiración completa, los músculos ubicados en la zona de las escapulas hacen un trabajo arduo para mantener ese peso que se va para adelante y al final de la jornada terminas con pinchazos en la zona de la espalda alta y hombros.

Importante tener siempre presente que, para que la zona esté en buena posición, los hombros deben estar hacia atrás y las escapulas tirar hacia abajo de forma inmediata; ayudará a que el pecho se abra y tu espalda quede alta y erguida.

Una buena silla ergonómica es de gran ayuda, pero si la persona no es consiente de su postura y sabe cómo llegar a esta, puede tener la mejor mas no le servirá.

3. DOLOR DE ESPALDA BAJA:

La zona lumbar es una de las partes que más nos aqueja al teletrabajar. Las malas posturas y la poca conciencia de los músculos que tenemos en esta zona hacen que perdamos por completo la curvatura natural.

Usualmente la curva se pierde cuando la espalda baja la tenemos completamente contraria a lo natural, causando que los músculos respectivos se recarguen. Al terminar la jornada, los dolores serán más fuertes y mayor el cansancio.

Entendamos que en la zona del tronco tenemos músculos que ayudan a estabilizar el centro del cuerpo. Si bien los más conocidos son los abdominales, el grupo es importante para la buena salud postural. La mayoría los conocemos porque trae beneficios estéticos, pero si profundizamos, son los encargados de soportar y dar fuerza motora al cuerpo.

Además de la zona abdominal, contamos con músculos que rodean la parte de la columna, lateral y posteriormente. En la práctica contamos con músculos que son una especie de corseé o faja. Ejercitar y fortalecer la zona garantiza, además de mejor figura y reducción de tallas, que sale fortalecida, sin excesos.

Una buena práctica es que cada vez que seamos conscientes que estamos adquiriendo mala postura en la zona, comprimir los músculos e inmediatamente apreciaremos como la posición del tronco cambia; hacerlo cada vez que nos sintamos mal sentados o parados crea nuevos hábitos. Esos músculos deben estar activos de forma constante. Sugerencia: Cojín Lumbar Ultra Confort; Cojin Lumbar Advanced Fit; Cojín Cóccix Advanced Fit.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *